TALLER TANQUES SOVIÉTICOS T34 EN CAMUFLAJE INVERNAL

Foto32Uno de nuestros expertos en pintura, Alvaro Gilsanz (Eldric), nos trae un tutorial de pintura super útil en éste caso de T34, pero cada uno lo puede usar y adaptar a sus propios trabajos, gracias por el curro y el tuto Álvaro.

TALLER TANQUES SOVIÉTICOS T34 EN CAMUFLAJE INVERNAL

Por Alvaro Gilsanz (Eldric)

El T-34 es un tanque medio de fabricación soviética que fue producido entre 1940 y 1958. El T-34 era el tanque que mejor equilibraba potencia de fuego, movilidad y protección de los existentes, aunque inicialmente su eficacia en el campo de batalla fue malograda debido a la mala disposición ergonómica del compartimiento de la tripulación, la carencia de radios, la falta de municiones y el empleo de tácticas pobres, así como una anticuada cadena de mando y tripulaciones inexpertas.

A finales de 1943 se introdujo el mejorado T-34-85, con un cañón de mayor potencia.

En este taller voy a mostraros una forma de pintar tanques en camuflaje invernal. La base es pintar el verde soviético a parches sobre el blanco de imprimación. Esta forma de pintar solo es aplicable a tanques sin camuflaje (por tu salud mental), porque hacer el camuflaje puede ser muy tedioso. Hay otras formas de pintar camuflaje invernal, como usar la técnica de la laca, poner el blanco después, etc. Pero esta forma no necesita aerógrafo, es relativamente fácil y muy resultona.

Para camuflar los tanques en invierno, aplicaban una pasta de pintura que se diluía con gasolina o gasoil y que se aplicaba a los carros encima del camuflaje. Esa pasta con el roce se iba quitando, así como con las lluvias de primavera, dejando parches y desconchones del verde ruso de debajo. Los tanques que voy a pintar (junto con el resto de mi ejército) están ambientados en primavera, con la pasta blanca quitándose. Además, les suelo poner escoltas de tanques, de forma que la parte trasera del tanque estará muy rozado y con poco blanco, a parte de las marcas de subida de los soldados.

Vamos con el paso a paso:

Foto1Foto 1: Inicial

Las miniaturas son de Battlefront y vienen con torretas para los modelos T34/76 y T34/85, que pintaremos para tenerlas, además de imantar las torretas. Montamos los modelos completos, ponemos un comandante de tanque en una de las torretas para que sea el mando del pelotón y realizamos algún daño a la carrocería con los alicates para simular golpes en combate. Imprimamos en blanco (en este caso Gris Corax de Games Workshop) (foto 1).

Foto2Foto 2: Verde grueso

En la foto 2 se observa como aplicamos Camuflaje Verde Oliva (Vallejo 70894) con un pincel grueso (Nº 2) en las zonas de mayor roce: alrededores de la oruga, torreta, parte frontal y trasera y por los escoltas de tanques en la parte trasera del tanque y de la torreta. En este paso la pintura debe estar correctamente diluida para que cubra, pero no quede espesa. Es fundamental que no queden marcas de pinceladas o estropearán el resultado final, mejor dos capas finas que una gruesa.

Foto3Foto 3: Verde completo (vista general).

Foto4Foto 4: Verde completo (detalle).

A continuación, ya con pincel fino (Nº 0), completamos los desconchones de verde (fotos 3 y 4). No pueden quedar líneas muy rectas, hay que hacer trazos rotos e incluso con pequeñas manchas verdes sobre el blanco y viceversa. Os recomiendo observar los desconchones de los camiones de la calle para que os hagáis una idea de como son los desconchones. Nos centramos en las torretas (los oficiales saldrán y entrarán rozando alrededor y también cuando se asoman a observar (o fuman el puro de la victoria, o el chupito de vodka), ametralladoras, visores, algún lateral por donde se subirán los escoltas, etc. Si vamos a poner calcas, hay que dejar una zona en verde para luego poner las calcas, normalmente no cubrían los numerales con la pasta blanca.

Foto5Foto 5: Orugas.

Ahora pintamos las orugas (foto 5) de marrón oscuro (Marrón Chocolate Vallejo 872, tiene un poco de rojo y es perfecto para óxido) no te olvides de la oruga de repuesto en el frontal. Las orugas eran (y son) de acero, y no precisamente inoxidable, por tanto, siempre estaban oxidadas (salvo los 2 primeros días de fabricación) porque en el aire, agua, etc. hay oxígeno que lo oxida. Se podría ver algo de metal vivo en las zonas de roce directo, pero serían muy pequeñas. Visitar museos con tanques es muy útil para ver como iban pintados. En la base Militar del Goloso, una vez al mes hacen visita al Museo de Medios Acorazados del Ejército de Tierra (MUMA) totalmente gratuita y muy interesante.

Foto6

Foto 6: Negro.

Seguimos con los detalles (foto 6). Con negro (Negro Mate Vallejo 950) pintamos al comandante, ametralladora (tampoco eran metalizadas, en la guerra no interesan los brillos. Ya he mencionado lo útil que son los museos), y hoja de la sierra en el lateral izquierdo.

Foto7Foto 7: Marrón.

El marrón (foto 7) nos completa con el casco del comandante y el asa de la sierra (Marrón Beige Vallejo 875), además de los tubos de escape (Marrón Naranja Vallejo 981). Y la piel del comandante (Rojo Beige Vallejo 804).

Ya hemos acabado la capa base del tanque, ahora a por las calcas. A partir de ahora será desgaste y eso también lo sufren las calcas, sino quedarían demasiado nuevas.

Foto8Foto 8: Calcas.

Aplicamos las calcas con agua caliente (foto 8). Los rusos no tenían una numeración muy clara, así que puedes poner casi lo que quieras. Yo he optado por los numerales porque aún no los había puesto en ningún tanque. Después de secarlas con papel absorbente las barnizo con barniz mate (Barniz Mate Vallejo 520) para que se disimulen y no se suelten. Hay un producto específico (Microset y Microsol) pero para estas calacas que van en superficie lisa creo que no merece la pena.  

Foto9Foto 9: Esponja.

Foto10Foto 10: Esponja detalle.

Cosas del directo… al ir a dar lavados, me di cuenta de que no había aplicado la técnica de la esponja. Es muy sencilla de aplicar y queda muy bien (fotos 9 y 10), pero como todo gran poder requiere una gran responsabilidad. Usada en su medida (1 ó 2 aplicaciones como mucho por tanque) queda muy bien, pero si abusas de ella queda muy raro… ten cuidado. Mojas una esponja de las de los blísteres en verde ruso, descargas sobre un paño y cuando no mancha mucho la aplicas al tanque. De esta forma quedan desconchones aleatorios, perfectos para desgastar grandes zonas y ensuciar partes que este demasiado blancas. Pero recuerda, en su justa medida.

Foto11Foto 11: Oleo.

Foto12Foto 12: Oleo detalle.

Para empezar con el desgaste, aplicamos un lavado de óleo (oleos verdes, marrón, azul, rojo y verde diluidos con White Spirit, y no otro disulvente, este deja menos brillos porque no tiene tanta grasa, se lo quitan en el proceso de fabricación) y dejamos secar al menos 24 horas (fotos 11 y 12).

Foto13Foto 13: Comandante.

La foto 13 muestra las luces al comandante, aclarando los colores base.

Foto14Foto 14: Desconchones general.

Foto15Foto 15: Desconchones detalle 1.

Foto16Foto 16: Desconchones detalle 2.

Lo siguiente es aplicar los desconchones de óxido con marrón (Marrón Chocolate Vallejo 872 (fotos 14, 15 y 16). Donde haya desconchones de verde se pueden aplicar (al fin y al cabo el roce quita pintura y hace el cariño), y también, aunque no haya verde de fondo. Como siempre con cuidado y diluyendo bien la pintura. No uses esponja porque ya lo había aplicado en el verde y no conviene abusar. Con un pincel fino se hace muy bien. Al igual que en el verde, no dejar líneas rectas y dejar manchas aisladas en los colores.

Foto17Foto 17: Humo.

Con pigmento (Black Smoke MIG Jimenez P023), tiznamos de humo los tubos de escape traseros (foto 17), simplemente aplicando el pigmento directo del bote con un pincel gordo. Me encanta este efecto.

Foto18Foto 18: Polvo.

Foto19Foto 19: Empolvado detalle.

Casi por último aplicamos pigmento para simular polvo, en este caso Europe Dust  (MIG Jiménez P028), aunque puede valer cualquier otro tono (fotos 18 y 19). Aplícalo en las orugas, frontal y trasero del casco y un poco por los laterales.

Yo les he empolvado bastante porque como les quiero embarrar para simular el barro del deshielo. Para ello usa las técnicas recomendadas por MIG Jiménez.

Para preparar la mezcla de barro usamos (foto 20):

  • Resina acrílica para texturizar de AK Interactive.
  • Barniz brillante Vallejo 510.
  • Pigmento barro húmedo MIG Jiménez P033.
  • Pigmento Vietnam Earth MIG Jiménez P031.
  • Aquaplast

Se mezclan todos los componentes, salvo de pigmentos, en la misma proporción. De pigmentos lo necesario para que coja el color que se desee. Al ser barro húmedo creará muchos terrones y pegotes, por lo que la mezcla debe ser bastante sólida, un poco más espesa que la crema de queso, de forma que cree grumos al aplicarla (foto 21). Se puede poner arena de playa para hacer todavía más grumos, pero en esta escala no lo veo necesario.

Foto20Foto 20: Barro componentes mezcla.

Foto21Foto 21: Mezcla para barro.

Aplicar la mezcla por las ruedas de las orugas, los faldones, la propia oruga, etc. Aquí hay que pensar de forma lógica donde se pondrá el barro y aplicando el sentido común (el menos común de los sentidos). Lógicamente en las orugas habrá barro, pero no muy espeso porque en la oruga el movimiento y roce contra el suelo evitará las capas gruesas, pero seguro que estará manchada. En las ruedas se acumularán pegotes, pero no en la rodadura porque el movimiento lo quitará y si en los bujes. Recomiendo encarecidamente fijarse como se fija el barro en la realidad. Obras, bicicletas de montaña, paseos por la montaña son sitios perfectos para ver como se comporta el barro. Yo aplico pegotes en las ruedas, faldones y doy una capa fina en las orugas (fotos 22, 23 y 24).

Foto22Foto 22: Aplicación del barro 1. Fijarse en lo espeso de la mezcla y los pegotes.

Foto23Foto 23: Aplicación del barro 2.

Foto24

Foto 24: Aplicación del barro 3.

Al secarse los pigmentos (1 noche al menos), pierden un poquito de volumen, por ello es mejor poner siempre una capa un poquito más gruesa para que al secarse quede bien. También se aclara un poco el color (fotos 25 y 26)

Foto25Foto 25: Barro seco 1.

Foto26Foto 26: Barro seco 2.

Como hemos dicho esto es barro húmedo y por tanto lleno de brillante agua. Volvemos a coger el Barniz brillante de Vallejo 510 y lo aplicamos para que el barro brille. Si nos salimos un poco a la pintura del tanque no pasa nada, siempre hay salpicaduras de agua, chorretones, etc. (foto 27)

Foto27Foto 27: Barniz brillante.

Y para acabar le damos un poco de profundidad con más pigmentos. Puede simular partes de barro más seco que se han quedado adheridos, o que se han pegado desde el suelo. Para ello yo usé Barro húmedo (P033) y Barro seco (P232) de MIG Jiménez. Aplicar en pequeñas zonas. Yo en las ruedas pongo el pigmento barro húmedo para generar profundidad y en los faldones el pigmento de barro seco porque puede que se hayan quedado restos secos ahí adheridos al estar más lejos del suelo embarrado (fotos 28 a 31).

Foto28Foto 28: Pigmentos finales 1.

Foto29Foto 29: Pigmentos finales 2.

Foto30Foto 30: Pigmentos finales 3.

Foto31Foto 31: Pigmentos finales 4.

El roce de la oruga dejara libre de barro y óxido el metal, por lo que se pinta la parte que sobresale con color metálico (Vallejo acero engrasado 865) para resaltarlo. Con esto ya estarían terminados. Se les puede meter mucho más trabajo (más pigmentos, filtros, etc.) pero a esta escala creo que no merece la pena, pero si tenéis sugerencias no dudéis en compartirlas conmigo, aún me queda mucho por aprender.

Os dejo con las fotos del resultado final (fotos 32 a 35).

Foto32Foto 32: Foto final 1.

Foto33Foto 33: Foto final 2.

Foto34Foto 34: Foto final 3.

Foto35Foto 35: Foto final 4.

Espero que os sea útil.

Saludos!

 

 

Noticias1